Revisa tu buzón, podrías tener una carta... desde el infierno...

... o tal vez, igual que yo, podrías tener muchas de ellas.

Este video ha sido muy criticado, para bien y para mal, por creyentes y por ateos, pero es una realidad en cuanto al cuestionamiento que presenta; ¿estamos llevando el Evangelio o estamos dejando que nuestros conocidos, amigos y familiares se pierdan?

Te dejo dos versiones: una totalmente en español y otra, la original, en inglés con subtítulos en español.

(En lo personal, me gusta más la versión en inglés con subtítulos.)

Una Carta desde el Infierno (español)


A Letter from Hell (inglés con subtítulos en español)


Y ahora, ¿qué vas a hacer?

Comentarios

Luis Enrique Alvarado ha dicho que…
Excelente video muy bueno, tenemos mucho trabajo verdad Fer, compartir de Jesus a muchos, muy buena entrada.
Bendiciones
Luis Enrique Alvarado ha dicho que…
David en el comentario pasado te dije Fer jejeje es que estaba leyendo los dos blogs perdon.

Sabes tambien me gusto mas la version en INGLES, y no soy malinchista jejeje.

Saludos
Me había espantado... dije: "creo que ya estoy publicando en un blog ajeno", ja, ja, ja.

No te preocupes, lo malo es que ofendiste a Fernando, ja, ja, ja.

Ya fuera de bromas, estoy contigo: tenemos mucho trabajo. Y no me canso de insistir... primer en nuestra Jerusalén; nuestro hogar y nuestra iglesia local, luego, todo lo demás.

No publiqué la razón por la que me gusta más la versión en inglés, pero lo comento ahora. Me parece, sin ser un experto, que la narración del locutor en inglés es más dramática; el tono, la tensión que logra me parece que refleja un poco más el miedo y desesperación que la narración exige. Pero igualmente buena es la versión en español. El mensaje es lo que cuenta.

Que el Señor te siga bendiciendo y usando, Luis Enrique. Gracias por tus comentarios.

Entradas populares de este blog

¡Sí! ¡Sermones de 15 minutos y cultos más atractivos!

Seis razones por las que los jóvenes se van de la iglesia

Bajo Tus Alas :: Julio Márquez :: Casa de Oración